jueves, 11 de julio de 2013

3
Desafíos

El desafío es con una misma.


No es que sea una experta pero gracias al proceso terapéutico, del apoyo de mis amigos (los que saben), e incluso de mi hermana (que vive en otra ciudad), he avanzado mucho y reconocido muchas de las cosas que me enganchan al TCA.

De entrada, justo ahora quiero mejorar mi relación con la comida porque tengo la impresión de que simplemente como de más. Más de lo que debería, más de lo que mi cuerpo necesita, entonces físicamente me siento mal y, además, siento muchísima culpa. Es por eso que pondré todo mi empeño en hacer pequeños y significativos cambios. De entrada, me relacionaré mejor con los alimentos, trataré de no comer sola, cocinaré una vez a la semana para mí, y compraré cosas que usualmente no, para ampliar mi gama de posibilidades.

Quizá no parezca gran cosa, pero para mí, que he sufrido dos trastornos alimentarios, y que comer es un acto mecánico necesario para seguir viviendo... es todo un desafío. Por cieto, muchas felicidades a Miss Apple que ha decidido salir de esto, así como un abrazo a María (¡una guerrera!), y un agradecimiento por todo el apoyo que me ha brindado. 

No es fácil, es verdad, pero vale la pena salvarse a sí misma.

xoxo


3 princesas comentaron:

Clauch Smiles dijo...

Personalmente pienso que no son pequeños cambios, al contrario son muyyy grandes despues de tanto tiempo dándole duro a tu cuerpo. Te deseo todo lo mejor del mundo, mucha fuerza. Me identifico mucho con algo que dijiste y que yo siempre digo, la adicción a la comida, sea de comer o no comer, es peor que cualquier otra adicción porque es vital para la vida comer, siempre estará la tentación, un alcohólico puede dejar de tomar para siempre y no se va a morir, nosotras no podemos dejar la comida del todo. Un abrazo grande y seguro que lo lograrás

Cassie dijo...

A mí me dijeron que es normal, cuando uno desea recuperarse, subir de peso, porque el cuerpo necesita ajustarse nuevamente a un sistema de comida "sano", esto quiere decir sin ayunos, sin atracones, sin vómitos después de comer, sin restricciones alimentarias, etc.

Pero mira, has dado el paso más importante, y ese es el que te quieres recuperar y salir de tanta mierda. Pedir ayuda, ¡joder!, si que es complicado porque muchas veces la gente no lo entiende. No comprende la batalla interna que uno puede tener al sentarse frente a un plato de comida.

Mucho éxito y cariño enorme <3.

Maria Leiracha dijo...

Muy bien, cielo! Todo paso que des para mejorar, por pequeñito que te parezca, supone un gran avance. Tienes determinación y ganas de enfrentarte a esto, así que la primera batalla ya la tienes ganada. No sé qué cantidades comes, porque el hecho de comer de más es a veces subjetivo para nosotras, pero estás rodeada de un equipo terapéutico que seguro que, como a mi, sabrán orientarte.
Un abrazo y ánimo :3

Publicar un comentario

Me leíste y yo te leeré. Déjame un comentario aquí C: